Los insecticidas caseros más eficaces

Publicado el : 30/03/2020 13:26:37
Categorías : Cuidados del jardín Rss feed , Trucos de jardinería Rss feed

insecticidas caseros

 

Indice de Contenidos:

 

Si cuentas con un jardín o una terraza en casa, o incluso tienes la suerte de disfrutar de un huerto propio, seguro que no desaprovechas la oportunidad de plantar todo tipo de flores y vegetales. Los trabajos de jardinería no son precisamente sencillos, aunque la satisfacción de ver las plantas crecer es enorme. Una de las situaciones más perjudiciales en estos casos es la aparición de plagas que si no se evitan o controlan pueden arruinar todos los cultivos.

En un primer momento es posible pensar en rociar productos químicos que eliminen totalmente los insectos y parásitos. Sin embargo, los insecticidas comerciales pueden causar graves daños en las plantas y en el entorno por los elementos que conforman su composición. En este sentido, es preferible decantarse por las soluciones naturales que se pueden fabricar fácilmente en casa añadiendo productos caseros. De esta forma se puede evitar que cualquier persona o mascota se intoxique o, en otro caso, que las plantas y las verduras se contaminen.

Antes de explicar cuáles son los insecticidas caseros más eficaces es importante tener en cuenta que no todos los insectos que se depositan sobre los cultivos son perjudiciales. Por lo tanto, antes de tomar medidas, es necesario comprobar si se trata de una plaga o de algunas especies inofensivas.

 

Insecticida casero con ajo

El ajo es uno de los alimentos naturales que se puede encontrar en cualquier cocina. Además de servir como ingrediente principal de muchos platos, este producto también es un repelente muy eficaz frente a los insectos. Gracias al fuerte olor que desprende, el ajo permite mantener alejadas a las plagas de las plantas.

Para conseguir mejores resultados es recomendable triturar una cabeza de ajo con algunos clavos de especia y agua. Cuando esté todo bien mezclado, hay que dejar que repose durante 24 horas y este insecticida casero ya estaría listo para guardarlo en un vaporizador y utilizarlo. También se puede añadir aceite vegetal y jabón líquido para incrementar su potencia.

 

Insecticida casero con pimienta

La pimienta es otro producto natural que actúa como un gran repelente de insectos. En esta composición se pueden utilizar pimientos picantes frescos o bien chile en polvo. Cualquiera de ellos se puede batir con agua hasta que quede líquido y después añadir algunas gotas de jabón líquido. Al esparcirlo por las hojas de las plantas, las plagas desaparecen.

 

Insecticida casero con bicarbonato de sodio

Este es uno de los productos más utilizados en las limpiezas ecológicas de las viviendas, aunque también ayuda a prevenir o eliminar los hongos en los cultivos. La mezcla de este insecticida casero es muy sencilla: solo hay que juntar dos cucharadas de bicarbonato en un litro de agua. De esta forma tan fácil se consigue un líquido para pulverizar sobre las plantas con el objetivo de mantenerlas libres de plagas.

 

Insecticida casero con huevos

Las cáscaras de este producto tan común son un gran aliado para proteger las diferentes plantaciones del jardín o el huerto frente a los insectos y bacterias. Para conseguir un potente repulsivo tan solo hay que triturar las cáscaras hasta que se conviertan en polvo. Este insecticida en forma de partículas se espolvorea encima de todas las plantas para crear una barrera que impide el paso de las plagas.

 

Insecticida casero con tomate

El ingrediente básico del tomate es la tomatina, un compuesto que actúa eficazmente frente a los insectos y otras especies que dañan las flores y vegetales. Para elaborar este particular insecticida tan solo hay que cortar las hojas frescas y mezclarlas en agua. Después de dejar reposar esta mezcla durante 8 o 10 horas, se cuela y el líquido resultante se pulveriza encima de las plantas para evitar la aparición de orugas, gusanos, pulgones, etc.

 

Entradas relacionadas

Share